miércoles, 9 de mayo de 2012

BATMAN - FLASHPOINT: EL CABALLERO DE LA VENGANZA: EL HIJO DE LA LÁGRIMA

En un mundo perfecto, Brian Azzarello y Eduardo Risso serían los autores regulares de Batman. Pero estamos lejos, muy lejos, de esa deseada perfección, así que conviene aferrarse a cada visita guiada a la Baticueva que emprendan los creadores de 100 Bullets. Y no tomen lo de la Baticueva como un inocuo juego de palabras, porque no lo es. De hecho, siempre que Azzarello y Risso se metieron con el Caballero de la Noche, terminaron pariendo un thriller psicológico electrizante, literal descenso a los infiernos que arden en el corazón del hombre disfrazado de murciélago. O en el murciélago disfrazado de hombre, que no es lo mismo.


En este Batman-Flashpoint. El Caballero de la Venganza (edición local, en un tomo, de la miniserie de tres entregas Flashpoint Batman. Knight of Vengeance, publicada el año pasado por DC en los EE.UU.), los autores vuelven a abordar el tema identitario que sustenta gran parte del éxito del que goza el personaje: ¿Qué o quién es Batman? ¿Un ser humano signado por la tragedia, llevado al extremo de la cordura por su pulsión tanática? ¿Una figura de la noche nacida de la desesperación, encarnación viva de una obsesión primaria que camina por el filo de la navaja? ¿Entidad o Identidad? ¿El hombre que se calza el uniforme noche tras noche? ¿El karma que se viste con la piel del hombre bajo la capucha? Sea lo que sea, es algo o alguien signado por la ausencia, la falta, el dolor y la culpa.


Todas estas puntas, que la dupla autoral ya había abordado en la magnífica Ciudad quebrada (ver http://labitacorademaneco.blogspot.com.ar/2012/05/fuera-de-control.html) y en el serial de Batman para Wednesday Comics (ver http://labitacorademaneco.blogspot.com.ar/2010/03/las-partes-del-todo.html), se ven aquí liberadas de las ataduras impuestas por los límites canónicos del establecido Universo DC. Para quienes no estén al tanto, esta aventura forma parte de un mosaico mayor llamado Flashpoint, macrosaga que ocupó todos los títulos de DC Comics durante gran parte del año pasado y sirvió de plataforma para el relanzamiento conceptual de la editorial. Especie de Historia imaginaria (para los lectores veteranos) o Elseworld (para los más jovencitos), la premisa de Flashpoint incluye una línea temporal de acontecimientos similares pero distintos a los conocidos. Cómo afectó esto al Hombre Murciélago deberán descubrirlo mediante la lectura, porque la seguidilla de impactos que marcan a El Caballero de la Venganza tiene que ver con los cambios sucedidos al alterar el origen de Batman. Y aquellos que decidan pasarle de largo al evento Flashpoint general, esta instancia particular les proveerá de todo lo necesario para entenderla sin problemas de ninguna índole.


Dicho esto, con Batman a cargo de un casino desde dónde financiar y controlar el crimen con la intención de extirparlo; y una nueva dinámica para la interrelación de los personajes, Azzarello y Risso ponen el mito del Hombre Murciélago patas para arriba. Manteniendo intacta la obsesión, mezclando las cartas de manera tan inesperada como irreversible, barajan un relato duro, negro y desalmado, que se anima a elaborar la Venganza como el atajo más contundente de la Justicia. El trauma de seguir cuando no quedan ni razones ni motivos. El peso de la tragedia que no cesa. Y la posibilidad de cambiarlo todo para que todo siga peor.
Batman: Un destino, una entidad. El hijo de la lágrima.
Fernando Ariel García


Batman-Flashpoint. El Caballero de la Venganza. Guión: Brian Azzarello. Dibujos: Eduardo Risso. Color: Patricia Mulvihill. Portada: Dave Johnson. Traducción: Felip Tobar Pastor. 64 páginas a todo color. ECC Ediciones. ISBN: 978-987-184184-4. Argentina, abril de 2012.


Flashpoint Batman: Knight of Vengeance Nº 1 a 3. Guión: Brian Azzarello. Dibujos: Eduardo Risso. Color: Patricia Mulvihill. Portadas: Dave Johnson. Editores: Rex Ogle y Eddie Berganza. 32 páginas a todo color. DC Comics. ISSN: 7-61941-30409-0. EE.UU., agosto a octubre de 2011. 

1 comentario:

  1. No estoy de acuerdo. Me encanta el dibujo de Risso y su trabajo con Batman me hace anhelar que se haga cargo de la serie regular, pero Azzarello está lejos de ser un escritor al que quiero ver cerca de Batman. Tanto esta revista como "Broken City" están absolutamente sobrevaloradas.

    ResponderEliminar