lunes, 14 de abril de 2014

CUESTIONARIO MANECO: PAT BRODERICK

En el cierre del programa Inside the Actors Studio, James Lipton le hace diez preguntas a su estrella invitada. Más conocido como el Cuestionario Pivot, se trata de una variante del que utilizaba el periodista francés Bernard Pivot en el ciclo Bouillon de Culture. Que es, a su vez, una vuelta de tuerca sobre el originario Cuestionario Proust, una serie de preguntas que buscan iluminar aspectos desconocidos del entrevistado. Se le hizo por primera vez al escritor francés Marcel Proust (de ahí su nombre) y con el correr de los años y las décadas, le fue repreguntado a cientos de personalidades en todo el mundo. 
LA BITÁCORA DE MANECO no quiso ser menos y se animó a reversionar este verdadero clásico del periodismo cultural. Y hoy le toca contestar a Pat Broderick, uno de los principales dibujantes de la DC entre los ’80 y los ’90, co-creador con Marv Wolfman del tercer Robin (Tim Drake) en el arco argumental Batman: Año 3; y responsable de la revitalización post Crisis en las Tierras Infinitas de Captain Atom, con guiones de Cary Bates y la incorporación al mundo del cómic de los conceptos de la teoría de los campos cuánticos. También tuvo a su cargo el apartado gráfico de importantes etapas en Detective Comics, The Fury of Firestorm, Swamp Thing y Green Lantern, además de haber creado a los Creature Commandos para la revista Weird War Tales, con el guionista J.M. DeMatteis


Antes y después de DC, Broderick había descollado en la distinguida competencia, Marvel Comics, donde brilló al frente de Captain Marvel, Alpha Flight, Doom 2099 y Captain Planet & The Planeteers, aunque su trabajo más recordado (y apreciado) por una legión de fanáticos siguen siendo sus episodios de The Micronauts, serie regular en base a los muñecos articulados de Mego que Broderick retomaría brevemente en 2004, esta vez para la editorial Devil’s Due. 

Página de Batman: Año 3 con el debut de Tim Drake, el tercer Robin 

A partir de 1995, Broderick empezó a alejarse paulatinamente de la industria del cómic, a la cual retornaría esporádicamente y en proyectos especiales, hasta terminar volcándose de lleno a los trabajos publicitarios. Tras abordar campañas multimedia para PepsiCo, Frito-Lay, Pizza Hut, Federal Express y Hasbro, entre otras marcas y empresas de primerísima línea, se hizo cargo de los diseños del filme de animación Jimmy Neutron: Boy Genius, en 2001. Dos años después, fue nombrado miembro del departamento facultativo de animación de la Academia Internacional de Diseño y Tecnología de Tampa (IADT, por sus siglas en inglés). 

Página de The Micronauts 

En la actualidad, además de dar clases sobre ilustración y narrativa en la IADT, Broderick se encuantra desarrollando su proyecto más personal en el campo de la historieta: Nibiru and the Legend of the Annunaki, una saga épica inspirada en la historia y los antiguos mitos de Oriente Medio. 

Nibiru and the Legend of the Annunaki 

¿Cuál es tu mayor virtud? 
La paciencia. 
¿Qué es lo mejor que tiene la amistad? 
La confianza. 
¿Qué es la felicidad? 
Chicos chiquitos. 
¿Qué es la tristeza? 
Pérdida. 
¿Dónde te gustaría vivir? 
California. 
¿Quién te gustaría ser si no pudieras ser tú? 
Yo, a los 20 años. 
¿Cuál es tu comida favorita? 
Cualquiera menos el hígado. 
¿Cuál es tu talento natural más relevante? 
La capacidad de leer a la gente. 
¿Cómo te gustaría morir? 
Despierto. 
¿Cuál es tu frase de cabecera? 
El vaso siempre está medio lleno.

Portada para el Nº 3 de Rampage Jackson Street Soldier (2014), apuesta del sello Lion Force Comics en base a la popular figura de la norteamericana UFC, algo así como la liga de luchadores de artes marciales mixtas 

Links:

CINE ARGENTINO EN RÍO CUARTO – MIRADOR CENTRO

(Información de prensa) El Colegio Santa Eufrasia y la Universidad Nacional de Río Cuarto (provincia de Córdoba, República Argentina) invitan a compartir lo mejor del Cine Argentino en la ciudad de Río Cuarto, conociendo a los directores, productores, guionistas y actores más destacados del país. Todo ello en el festival Cine Argentino en Río Cuarto – Mirador Centro, a realizarse entre el 1º y el 8 de junio.


Es también una especial invitación a conocer el Cine Cordobés, porque hoy existe y es nuestro. Nos esperan las películas premiadas en el mundo y desconocidas en nuestra ciudad, para acortar esta distancia de una vez y para siempre.
Es una excusa para aprender, encontrarnos, compartir, conocer y pasarla bien.
Es una cita a la que ninguno de los ríocuartenses y amigos de la región podemos faltar. 
Cinco salas de cine toda la semana proyectando en sus pantallas. Funciones en los barrios, en el Teatrino, en el Viejo Mercado, en la Universidad… 
Avant premiere de películas nacionales que se estrenarán en 2014. 
Presentación de destacados directores, productores, guionistas y actores que acompañarán a algunas de sus películas y compartirán con nosotros sus ideas, sus proyectos, sus sueños y delirios. 
Charlas sobre actuación, producción de ficción, documental, televisión cultural y educativa. 
Talleres dictados por especialistas del Sector Audiovisual a nivel nacional que permitan al público en general y a estudiantes interesados, formarse en guión, fotografía, dirección y actuación. 
Los esperamos.

viernes, 11 de abril de 2014

ALFREDO, EL GRANDE

Alfredo Alcón (1930-2014)
In Memoriam
 
El Tomi, para el portal de Télam, el 11 de abril
 
Rep, en Página 12 del 12 de abril
 
Sócrates, en Tiempo Argentino del 12 de abril

jueves, 10 de abril de 2014

DAREDEVIL (VOL. IV) Nº 1.50: CUERPO SIN ALMA

Daredevil Vol. IV Nº 1.50. Guiones: Mark Waid, Brian Michael Bendis, Karl y Kurt Kesel. Dibujos: Javier Rodríguez, Alex Maleev, Karl y Kurt Kesel. Tintas: Álvaro López, Alex Maleev, Tom Palmer. Color: Javier Rodríguez, Matt Hollingsworth, Grace Allison. Portadas: Paolo Rivera (regular), Marcos Martín, Chris Samnee (alternativas). Editor: Ellie Pyle. 40 páginas a todo color. Marvel Comics. ISSN: 7-5960608055-7. EE.UU., abril de 2014.

La primera vez que vi a Daredevil (en un Fantasía setentoso con tapa de Roland, el corsario), me pareció un clon del Hombre-Araña. Y la primera vez que lo leí confirmé esa sensación. Pero también le encontré (y valoré) algunas importantes diferencias. Los dos superhéroes oficiaban de chistosos aventureros saltimbanquis, es cierto, pero los dibujos de Gene Colan delineaban al rojo quijote de cuernitos con una densidad dramática que el trepamuros no tenía, quizá por su conciente elección del melodrama como caja contenedora. Ya fuera por la ceguera de Daredevil, o por la latente tensión entre la Ley y la Justicia que bien representaban las dos facetas del superhéroe (abogado de día y paladín enmascarado de noche), decidí seguirlo con más fidelidad emotiva que regularidad lectora.

El futuro del personaje, con guión de Mark Waid y dibujos de Javier Rodríguez

Por eso, después de mucho tiempo de escaparle a las nuevas aventuras de Daredevil (las viejas son otra cosa, a esas he vuelto una y otra vez), me le animé con muchas ganas a este especial autoconclusivo con que Marvel festeja las primeras cinco décadas de vida del personaje. A diferencia de los enfoques elegidos para los redondos aniversarios de los X-Men, el Hombre-Araña y Thor, la editorial optó en esta oportunidad por espiar el futuro oficial del protagonista (a sus 50 años de edad), con un furtivo vistazo al pasado menos decoroso de la saga, echando una pátina de humorosa autocrítica sobre insalvables volteretas argumentales que uno (¿inexplicablemente?) sigue aceptando con resignado cariño.

Con sensibilidad moderna y humorística autocrítica, los “gemelos” Karl y Kurt Kesel ponen al día la antigua y realmente tonta idea del falso hermano gemelo de Daredevil, uno de los momentos históricos de la revista en los años ‘60

Y eso es lo mejor que tiene para ofrecer el ejemplar. El cariño con que aborda el universo temático que identifica a la serie. Desde el optimismo primario, enfocado claramente en la posibilidad de ir superando las adversidades; hasta la oscura sordidez de la novela negra, los ninjas y las cicatrices de amores correspondidos. Priman también los dos fuertes sentimientos que jalonaron las páginas de Daredevil a lo largo de estas cinco décadas: La sensación de inexplicable final que deja toda pérdida; y la sanación que viene con la recomposición de los lazos familiares. 

Impecable complementariedad entre la prosa de Brian Michael Bendis y los dibujos de Alex Maleev 

Sin embargo, aún cuando este abanico de acción y emociones registra y sintetiza las distintas identidades y los diferentes estadíos que poblaron el título, el resultado final se me hizo lánguido, flojo y superficial. Daredevil Vol. IV Nº 1.50 justifica su existencia con un par de golpes de efecto muy bien puestos, garantía de la necesaria sensación de “trascendencia”, pero no es más que un maniquí detrás de un escaparate. Puro cuerpo, nada de alma.
Fernando Ariel García





Marcos Martín

Chris Samnee

miércoles, 9 de abril de 2014

CUESTIONARIO MANECO: EL NIÑO RODRÍGUEZ

En el cierre del programa Inside the Actors Studio, James Lipton le hace diez preguntas a su estrella invitada. Más conocido como el Cuestionario Pivot, se trata de una variante del que utilizaba el periodista francés Bernard Pivot en el ciclo Bouillon de Culture. Que es, a su vez, una vuelta de tuerca sobre el originario Cuestionario Proust, una serie de preguntas que buscan iluminar aspectos desconocidos del entrevistado. Se le hizo por primera vez al escritor francés Marcel Proust (de ahí su nombre) y con el correr de los años y las décadas, le fue repreguntado a cientos de personalidades en todo el mundo. 
LA BITÁCORA DE MANECO no quiso ser menos y se animó a reversionar este verdadero clásico del periodismo cultural. Y hoy le toca contestar a El Niño Rodríguez, historietista, animador, ilustrador, diseñador gráfico, director de cine y hacedor de objetos varios, en permanente estado de ebullición creativa. Es uno de los pocos artistas (aquí y en cualquier lado) que logró dominar la síntesis hasta el punto de exprimirle todos los sentidos probables con la menor cantidad de líneas posibles, haciendo que esas pocas líneas sean (al mismo tiempo) las de mayor contundencia conceptual y belleza visual. 


16 de junio de 1955. El bombardeo a la Plaza, mural para la muestra Una patria de diez plazas, que acompañó la presentación del libro La patria dibujada durante los festejos del Bicentenario

Como nada de lo gráfico le resulta ajeno, su trazo definió historietas, campañas publicitarias, ilustraciones comerciales, cortos cinematográficos, murales, packagings, infografías periodísticas; y hasta escenografías televisivas virtuales (Ver para Leer, el programa literario de Juan Sasturain para Telefe) y reales (RSM, magazine de actualidad conducido por Mariana Fabbiani para América TV). Publicó (y publica) en Fierro, Clarín, Rolling Stone, Olé, Barcelona, Mongolia, Humor, Sex Humor, Skorpio, Viva, Cóctel, Lápiz Japonés, País Canibal, Risario, Creepy, El Tajo y Público, entre otros medios generalistas y específicos de la Argentina y España. 

¡Muy lindo todo!

Expuso en ArteBA y sus dibujos animados habitaron las grillas de Nickelodeon y Paka Paka. Hizo un Messi de tres pisos de altura para Coca-Cola y tomó apuntes, en vivo, de la lectura de la sentencia de la megacausa ESMA para MU, el periódico de una cooperativa de trabajo creada al calor de la debacle del 2001. Y como si todo esto fuera poco, se hizo cargo de los chistes (¡y los horóscopos!) del chicle Bazooka durante 1996. 

Las figuritas de Cóctel hechas libro

Dueño de un satírico sentido del humor, destiló su ácida visión del mundo en las tiras Visite Nuevo México y su natural continuidad, Lucha Peluche, circuladas desde la revista Tres Puntos (1998-2002) y el diario fundado por Jorge Lanata Crítica de la Argentina (2008-2010), respectivamente. Yendo de la línea clara tintinesca al ascetismo icónico del stencil, del graffiti a la animación en Flash, El Niño concentró ideas y arquetipos en una serie de demoledoras representaciones visuales de la realidad, deformadas por el exacerbado imperio del sentido común. 


En 2011, partiendo de una grabación real encontrada en un viejo contestador automático, ideó y dirigió Ni una sola palabra de amor, protagonizado por Andrea Carballo, que el año pasado se viralizó furiosamente por internet hasta transformarse en un fenómeno internacional. “Qué placer da poder difundir una joya. Qué buena idea, qué bien dirigido, qué buena actriz”, escribió sobre el corto el reconocido director Juan José Campanella. 

Ni una sola palabra de amor

¿Cuál es tu mayor virtud? 
La persistencia ignorante de toda evidencia en contra. 
¿Qué es lo mejor que tiene la amistad? 
Que es voluntaria y aleatoria, no se basa en familia ni credo ni nada. 
¿Qué es la felicidad? 
No existe. Cuando crees que vas a ser feliz, aparece otra cosa. 
¿Qué es la tristeza? 
La evidencia diaria de la entropía del mundo. 
¿Dónde te gustaría vivir? 
Seis meses en Buenos Aires, seis en Europa, siempre en primavera y verano. 
¿Quién te gustaría ser si no pudieras ser vos? 
Yo mismo pero de un universo paralelo, donde tomé otras decisiones ligeramente diferentes, ni mejores ni peores. 
¿Cuál es tu comida favorita? 
El pebete de jamón y queso con una coca, sin mayonesa por favor. 
¿Cuál es tu talento natural más relevante? 
Hago cosas lindas y las vendo. 
¿Cómo te gustaría morir? 
A los 100 años exactos, en una orgía de putas, viagra y merca, en el piso más alto del Chrysler Building, explotando en el aire por una bomba que mate a por lo menos 200 personas más. Tengo pocas chances. 
¿Cuál es tu frase de cabecera? 
“No es mi problema”. 

Alejo Conejo, amigo de la casa

Links: 
Lucha Peluche (sitio web)
Canal de El Niño Rodríguez en You Tube
Los chistes de Bazooka, gentileza del sitio web El oficio del plumín

martes, 8 de abril de 2014

CUESTIONARIO MANECO: BRUNO BOZZETTO

En el cierre del programa Inside the Actors Studio, James Lipton le hace diez preguntas a su estrella invitada. Más conocido como el Cuestionario Pivot, se trata de una variante del que utilizaba el periodista francés Bernard Pivot en el ciclo Bouillon de Culture. Que es, a su vez, una vuelta de tuerca sobre el originario Cuestionario Proust, una serie de preguntas que buscan iluminar aspectos desconocidos del entrevistado. Se le hizo por primera vez al escritor francés Marcel Proust (de ahí su nombre) y con el correr de los años y las décadas, le fue repreguntado a cientos de personalidades en todo el mundo. 

LA BITÁCORA DE MANECO no quiso ser menos y se animó a reversionar este verdadero clásico del periodismo cultural. Y hoy le toca contestar a Bruno Bozzetto, el más grande realizador de dibujos animados de Italia, reconocido sobre todo por la serie de cortos (y tres largos) dedicados al Signor Rossi, irónico y ácido retrato social del italiano medio de los ’60, tironeado entre los beneficios del boom económico y la alienación existencial producida por el progreso. 

Il signor Rossi compera l'automobile (1966)

Entre 1965 y 1976 produjo sus tres filmes más conocidos en la Argentina, todos ellos parodiando (y homenajeando) a los clásicos géneros norteamericanos: El western West and Soda (1965), la superheroica VIP, mio fratello superuomo (1968) y la respuesta italiana a la Fantasía de Disney, Allegro non troppo (1976), dueña de una mirada mucho más sofisticada, abierta al abanico emocional que va de la comedia a la tragedia. Y con un sentido del diseño gráfico hermanado con el arte moderno y a años luz del remanido realismo explotado por el Tío Walt. 

Allegro non troppo (1976)

Desde el 2000 viene experimentando con nuevas técnicas para el cine, la TV e internet, principalmente con animaciones 3D, 2D y en Flash. De esta época resaltan los cortos To Bit or Not to Bit; Loo, Europa & Italia y Viavai; el largo Mammuk; y las series Psicovip, Bruno the Great para Disney; y el episodio Help? del programa What a Cartoon!, usina creativa de dónde salieron Las Chicas Superpoderosas, El laboratorio de Dexter, Johnny Bravo y La vaca y el pollito, entre otros clásicos modernos de Cartoon Network.

Vip, mio fratello superuomo (1968)

Bozzetto también incursionó en el cine de imagen real con Sotto il ristorante cinese (1987), surrealista comedia romántica protagonizada por Claudio Botosso, Amanda Sandrelli, Bernard Blier y Nancy Brilli. En 2007, la Universidad de Bérgamo le otorgó el Doctorado Honoris Causa en “Teoría, Técnicas y Gestión de las Artes y Entretenimiento”. Un año después se hizo acreedor al prestigioso Premio De Sica, que le fue entregado en mano por el presidente de la República, Giorgio Napolitano. 

Rapsodeus (2013)

¿Cuál es tu mayor virtud? 
No darme importancia. 
¿Qué es lo mejor que tiene la amistad? 
No entiendo la pregunta. 
¿Qué es la felicidad? 
Tener gente feliz alrededor. 
¿Qué es la tristeza? 
Tener gente triste alrededor. 
¿Dónde te gustaría vivir? 
En mi casa. 
¿Quién te gustaría ser si no pudieras ser tú? 
Mi padre. 
¿Cuál es tu comida favorita? 
Spaghetti con salsa de tomate. 
¿Cuál es tu talento natural más relevante? 
Saber sintetizar. 
¿Cómo te gustaría morir?
Sin saberlo.
¿Cuál es tu frase de cabecera?
Un dibujo es una idea contorneada por una línea.

Olympics (2003), una aventura de Mr. Otto animada en Flash

Links:
Rivelazione (sitio web dedicado a las animaciones en Flash)

BONSAI Nº 1: MUCHA TERNURA PARA COMPARTIR

Bonsai Nº 1. Autores: Gerardo Baró, Christian Basilis, Poly Bernatene, Hernán Casciari, Decur, Alex Ducal, Rodrigo Folgueira, Eduardo Abel Giménez, Pupi Herrera, Josefina Licitra, Natalia Méndez, María Monjardín, Alberto Montt, Eugenia Nobati, Javier Pérez Estrella (Cintascotch), Polaco Scalerandi, Luciano Saracino, Gustavo Sala, Matías Tolsà. Portada: Poly Bernatene. Editor: Hernán Casciari. Editorial Orsai. 84 páginas a todo color. ISSN: 2347-1077. Argentina, febrero-marzo de 2014.
 
Una de las cosas que más disfruto de la paternidad es el espacio de la lectura colaborada. En el suelo, en la cama, en dónde sea, ver la cara de mi hija reaccionando a la seguidilla de palabras que van saliendo del libro que sale de mi boca, es un instante de gloria y máximo placer, sólo superado por las ocasiones en que su voz me lee a mí el libro que arma su cabeza con el libro que tiene entre las manos.
 
 
Bonsai es una revista-libro pensada para esos momentos únicos e irrepetibles. Y si no es así, con mi hija acabamos de decretarle ese uso y ese destino. Porque, me parece, lo viví, la experiencia de la lectura crece y se (nos) transforma desde esa perspectiva, desde esa interacción. Quizás porque la publicación generada por Hernán Casciari (y comandada por él y Poly Bernatene) no es más (ni menos) que una serie de puertas abiertas al deleite de la imaginación, del juego, de la sorpresa, de la emoción construida (al menos) de a dos.
 
 
Resultado palpable en el mundo real de la revista que hace la familia de ficción que protagoniza la revista, Bonsai se constituye como una publicación de interés general que es, a la vez, el retrato contemporáneo de una amorosa familia, algo disfuncional, atravesando el trance de la recomposición de sus lazos internos después de protagonizar un trauma de proporciones. Un grupo que acepta y transita (como puede) la posibilidad de ser y estar, al mismo tiempo, alegre y triste. Por lo que se tiene y por lo que se perdió, que es mucho. En ambos casos.
 
La familia Dámaso en el recital de Violetta, uno de los puntos más altos de Bonsai
 
Como el Anteojito y el Billiken cuando yo era pibe, Bonsai aborda los tópicos y los formatos históricos de las revistas infantiles: Historietas, recetas de cocina, horóscopos, crónicas periodísticas, cuentos, correo sentimental, notas científicas, ejercicios de ingenio y un largo etcétera. Pero lo hace desde un punto de partida novedoso, acorde con los tiempos (internos y externos) que corren, con cierta correcta incorrección política que la hace tan creíble como querible.
 
 
Instancia de comunión entre padres e hijos, la calidez que rebalsa de estas páginas acompaña el descubrimiento del otro. Se toma el tiempo necesario para abordar el mundo infantil desde el mundo adulto; y el mundo adulto desde el mundo infantil. Crece como una planta que se riega y se cuida con amor, humor y regocijo por partes iguales. Porque tiene, sobre todas las cosas, mucha ternura para compartir.
Fernando Ariel García